Inicio > Mentiras y medios, Sobre lo que es Noticia > David Rivera: ese gran corrupto de Miami

David Rivera: ese gran corrupto de Miami


Rivera fue investigado durante año y medio por la policía floridana y de sus pesquisas brotaron en su contra graves y muy comprometedores señalamientos.

Rivera fue investigado durante año y medio por la policía floridana y de sus pesquisas brotaron en su contra graves y muy comprometedores señalamientos.

Cada vez saltan más a la luz datos que muestran al congresista de Miami David Rivera como un atildado delincuente con asiento en el Capitolio de Washington.

Cada vez saltan más a la luz datos que muestran al congresista de Miami David Rivera como un atildado delincuente con asiento en el Capitolio de Washington.

Dos periodistas de Miami, Scott Hiaasen y Patricia Mazzei, le recordaron el sábado que a poco de asumir su banca en enero de 2011 prometió aclarar las numerosas dudas respecto al origen y manejo de su dinero.

Pero también le subrayaron que al hacerlo silenció los 20 000 dólares disfrazados de fondos de campaña y más tarde utilizados por él para salir de una deuda.

Rivera fue investigado durante año y medio por la policía floridana y de sus pesquisas brotaron en su contra graves y muy comprometedores señalamientos.

Un memorando de fiscales de Miami-Dade afirma que como integrante de la Legislatura de la Florida vivió durante casi una década de los fondos de sus campañas, pagó hipotecas de cuatro propiedades  y “viajó por todo el mundo”, sin tener un empleo a tiempo completo.

La investigación además encontró que, para ocultar sus finanzas, a lo largo de sus años en ese parlamento usó una red de cuentas bancarias, préstamos no dados a conocer, tarjetas de crédito y formularios engañosos de información.

Otras revelaciones apuntan que solo en una de sus cruzadas  recaudó 175 000 dólares de fuentes ocultas, dinero que con frecuencia utilizó en su alimentación y viajes, incluidos pasajes de avión para su novia, así como para un espectáculo en Nueva York titulado “Crimen Perfecto”.

Según datos de la policía floridana, Rivera fungía como tesorero de esos ajetreos electorales y como tal adulteró fechas a sus desembolsos para fingir que se hicieron antes del momento real.

Las autoridades también confirmaron que Rivera mintió cuando trató de hacer creer que trabajó durante siete años como contratista de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID).

Entre los donantes de su campaña de 2004 para integrar la dirección del Partido Republicano en la Florida estuvo un Comité de Acción Política muy vinculado al oftalmólogo Alan Mendelson que le hizo llegar 50 000 dólares. El señor Mendelson cumple actualmente una condena de cuatro años de cárcel por hechos de corrupción.

La lista de irregularidades cometidas por David Rivera desborda en mucho el espacio de un solo artículo periodístico, y por ello numerosas quedan fuera en este momento.

A manera de colofón podría añadirse su condición de fiel protector del terrorista Luis Posada Carriles, así como su gallarda militancia en el  grupo de los “histéricos” del Congreso que entre otros forman Ileana Ros-Lehtinen, Mayito Díaz-Balart y Marco Rubio.

Juntos representan con diploma de oro lo que más deambula en la política de Estados Unidos, tal y como demuestra hasta la saciedad ese rutilante  gran corrupto de Miami que es David Rivera.

Escrito por  Nicanor León Cotayo

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: